¿Eres amante del mundo ciclista y, además, tienes perro u otras mascota a la que pasear? Entonces, probablemente, en alguna ocasión, te hayas preguntado si es posible pasear a tu perro desde la bici. ¡Respondemos a esta cuestión!

Realmente, sí se puede hacer. Sin embargo, es importante tener en cuenta algunos consejos indispensables. En primer lugar, es fundamental que te alejes de cualquier lugar muy concurrido. ¡Será lo mejor para ambos!

Además, la cuerda debe ir siempre distendida; es decir, que no esté tensa. Además, jamás debes enrollar la cuerda en el manillar de tu bici, aunque pueda parecerte más cómodo. Y, por supuesto, ten siempre en cuenta el comportamiento de tu perro.

¡A pasear! 😉